ZARA, 5.000 tiendas Suits & Shirts Suits & Shirts

ZARA, 5.000 tiendas

Con esta apertura, Inditex alcanza las 5.000 tiendas en 77 países. Zara abre mañana al público en Via del Corso, 189, Roma, una tienda de referencia mundial en términos de ecoeficiencia, en el conocido como Palazzo Bocconi, un edificio con más de 120 años de historia, que supone además la número 5.000 dentro del Grupo. La apertura se enmarca dentro del Plan ‘Inditex sostenible 2011-2015’, presentado en la última Junta de Accionistas por el vicepresidente del Grupo, Pablo Isla. El Plan, continuación del Estratégico Medioambiental 2007-2010, tiene como aspecto más destacable la investigación, desarrollo y aplicación de los criterios más avanzados en materia de sostenibilidad medioambiental en cada una de las tiendas del Grupo. Isla estableció como objetivo estratégico conseguir que antes de 2020 todas las tiendas del Grupo Inditex respondan a estos criterios con los que se están abriendo los establecimientos de nueva creación. “La variable medioambiental es clave en la estrategia global de Inditex –señaló Isla–, y este proyecto debe suponer un cambio en la forma en que concebimos el espacio comercial”. La tienda de Via del Corso se convierte en la referencia más avanzada dentro de esta política y será un referente mundial desde una perspectiva medioambiental: toda la intervención se ha planteado para la obtención de la categoría platino, la máxima calificación otorgada por la certificación LEED, el sello estadounidense de arquitectura sostenible considerado como el de mayor exigencia a nivel mundial. El edificio en el que está ubicada la tienda es además parte destacada del patrimonio histórico y artístico romano. Consciente de esta singularidad, Inditex implicó en el proyecto desde el principio al reputado arquitecto italiano Duccio Grassi, con el objetivo de dotar a la nueva tienda de una imagen única. La profunda renovación del inmueble se ha basado en una exhaustiva documentación histórica de sus peculiaridades arquitectónicas originales y ha incorporado elementos específicos que permiten que la tienda combine tradición histórica y modernidad arquitectónica. Los equipos de Medioambiente y Arquitectura del Grupo, con apoyo de expertos y técnicos internacionales y de las universidades de A Coruña, Santiago de Compostela y Vigo, han definido un modelo de criterios medioambientales basados en los objetivos de sostenibilidad marcados, que permite a Inditex y a sus proveedores establecer un marco de trabajo dirigido a conseguir la máxima eco-eficiencia en las tiendas. Zara Via del Corso reúne toda la experiencia de iniciativas previamente puestas en marcha por Inditex. De hecho, su grado de cumplimiento con las exigencias de LEED no habría sido posible sin el bagaje adquirido por los equipos de Inditex en otras tiendas abiertas en los últimos años y, de forma singular, en la tienda Zara de Portal de l’Àngel, Barcelona (España) o en la ubicada en Korai, Atenas (Grecia). La historia del inmueble que aloja la nueva tienda Zara se remonta a la segunda mitad del siglo XIX. En uno de los puntos más céntricos de la capital, los hermanos Bocconi, que habían abierto unos años antes en la Piazza del Duomo de Milán los primeros grandes almacenes de Italia, convocan en 1885 un concurso entre arquitectos para un proyecto de edificación de envergadura. El ganador es el arquitecto Giulio de Angelis con un proyecto que, finalizado en 1887, es pionero en la utilización de estructuras de acero en la construcción, un sistema que permitiría en los años siguientes la construcción de los primeros rascacielos. Su exterior recurre a un lenguaje historicista, entre neoclásico y renacentista. Cuatro fachadas idénticas, cada una de ellas con tres grandes arcos para las plantas inferiores y arcos menores agrupados para las plantas superiores, ocultan la organización interior del inmueble, que se estructura en cuatro niveles de altura decreciente. Estos grandes almacenes, que impondrán la nueva tendencia comercial de venta de prendas ya confeccionadas, tomarán el nombre de La Rinascente en 1917 -escogido por Gabriele D’Annunzio como símbolo de su recuperación tras un incendio- y mantendrán el uso comercial del edificio durante más de un siglo, que se prolonga hoy con la instalación de una nueva tienda Zara en Roma. La tienda ha incorporado medidas de sostenibilidad y eficiencia energética estructuradas en torno a los exigentes requisitos establecidos en cada una de las categorías del sistema de certificación LEED, a cuyo máximo nivel de reconocimiento aspira. El resultado final es una tienda que consume un 30% menos de energía respecto al consumo medio anual de una tienda convencional, disminuye un 70% el consumo de agua y evita la emisión de más de 200 toneladas de CO2 por año.

0 comentarios:

Publicar un comentario